Una mirada…terrenalmente angelada (517) por Miryam Dietrich

2018-05-29 Una mirada…terrenalmente angelada

Buen día angelito humano: un cambio de clima casi cercano al verano porque el otoño ha perdido el rumbo y no se anima a instalarse en este espacio.

Un escrito sin fotos porque las mismas palabras evocan en pinceladas mágicas, instantes vividos en estados para nada confundidos.

Un evento terrenal que me lleva a Villa Carlos Paz. Y me obliga a tomarme un día como si turista fuera viniendo desde afuera. Dejo mi camioneta en un Hospital de Parabrisas por cuanto una piedra bipolar, aterrizó sobre aquel produciéndole un daño que significó la necesidad de un cambio. Porque habrá horas de espera, camino la costanera.

El sol me impacta de lleno y camino sin rumbo conciente hacia un sitio que me marca el GPS de mi mente.

Entro a un espacio físico que he vislumbrado brevemente en otros viajes. Me siento afuera, esperando que la magia aflore y tomo enseguida cuaderno y lapicera. Una suave brisa comienza a despertar mis otros sentidos. Al fondo, un paisaje de montañas serranas que me llenan de recuerdos de tiempos idos. Tiempos de esos de los que hablo en mi nuevo libro.

Un gorrión desaprensivo buscando unas migas, mientras un gato negro y blanco (Negro y Blanca Camino de las señales) maneja su expectativa. Música de Puerto Rico. Un suave oleaje hacia el interior que viene desde el Lago San Roque. Unas palmeras en la ribera de enfrente que generan tropical ilusión.

Una pileta impecable con poltronas mirando el agua. El gato se aleja cansado de esperar esas expectativas que cumpliéndose no están. Y el gorrión llama a otros hermanos pájaros para hacerse un festín entre las migajas que la brisa no ha borrado.

Un cielo impecablemente celeste cortado al medio por la estela de un avión a chorro, que genera la ilusión de una bandera argentina.

Mientras el sol hace brillar el agua, unas olitas “ovejitas” insisten en entrar hacia tierra firme donde se han de romper en blanqueada espuma.

Deportistas corriendo por la vereda de la costanera mientras, de tanto en tanto, un auto rompe esa especie de silencio que ha sido dado.

LAS GRANDES VERDADES SON SIMPLES, me han dicho ELLOS.

Una tozuda flor lila, ha florecido en una maceta que aunque soporta el frío y las brisas, ha sido apapuchada por el sol. Y ella triunfante, se erige con tezón. Una muestra radiante de EL QUE QUIERE PUEDE.

Sillas azules esperando ser ocupadas mientras las sombrillas cerradas se niegan a jugar con las brisas.

En la costa de enfrente, un resquicio entre construcciones de altura y árboles, permiten espiar a los autos que pasan por la ruta 38  rumbo a Bialet Masse.

Se aprecian dos construcciones descarnadas, las que aún no han sido terminadas.

Arena con viejas pisadas de adultos humanos que han andado por estos lados. Y una pareja con el común denominador, de hablar de otros, de los que no están allí sentados.

¡¡¡Glups!!! De golpe observo un botecito con un señor remero que con denuedo rema contra la corriente. ¿Quizá una alegoría de los argentinos que parecería que están remando al revés, casi como contra toda lógica conciente?

Ingreso al salón cerrado porque la brisa ha aumentado. Y desde allí, casi mirando como con vidrios ahumados, observo dos perros callejeros que ingresan como dueños del espacio, uno a meterse dentro de la pileta para tomar agua casi jugando y el otro mucho más educado, como si fuera un duque de antaño, se sienta al costado, cuelgan sus patas sobre el borde piletero y saca una lengua que, parsimoniosa, se conecta con el agua para calmar la sed de su amo.

El perro atropellador sale, dejando sus marcas de agua camino hacia otros espacios y el educado lo sigue con respeto a la distancia.

En silencio, les envío a ambos saludos de amor.

Interín hago y recibo llamados. Aunque el tiempo lineal me acobarda, cancelo mi cuenta y salgo. Retorno por la costanera mientras el sol acaricia mi espalda. Y voy dando gracias a todo lo que me rodea y a la piedra bipolar que me obligó a parar.

Trabajo de turista en mi propia tierra. Camino y camino hacia el encuentro de una amiga de años, para un capuchino compartir mientras corremos el velo de ausencias mutuas y nos contamos…esas cosas que hacen a la amistad entre mujeres de antaño.

Risas, alegrías, tristezas, emociones todo ello en una mesa de bar donde todos miran todo y nadie ve a nadie. La city.

Llego al Hospital de los Parabrisas y veo oronda a mi camioneta parada con su nuevo look, sobre una calle de bajada. Y parto suavemente hacia mi casa, distante a unos 70 kilometros.

Siento una vez más las presencias de ELLOS, quienes me repiten como en letanía: LAS GRANDES VERDADES SON SIMPLES.

Y agradezco poder vivir en esta tierra, entre paisajes de ensueños mientras “turisteo” la vida.

Hoy ya las palabras de mi nuevo libro, están viajando hacia la editorial. Y ELLOS me dicen: “PARA PODER VER HAY QUE SABER MIRAR”

¡¡¡Gracias a Villa Carlos Paz y a esta Córdoba inmemorial!!

 

 

 

San Nicolás, la Cripta de la Iglesia y los Ángeles (516) por Miryam Dietrich

Buenas Tardes, casi noche querido angelito humano.
Trabajando arduamente en la tapa del nuevo libro, internet que anda cuando la energía se lo permite.
Y atendiendo gente,continuo en San Nicolás de los Arroyos.
Y entre capuchinos y ristretos, he escrito lo siguiente:
San Nicolás. Lluvia intensa y humedad. Una caminata bajo la lluvia que me moja hasta las ideas.
En la mañana de un domingo asoleado, luego de una hermosa caminata cruzando esquinas sin ochavas, calles silenciosas, con la ciudad aún dormida, un café en solitario ¿Dónde? En “el Café”.
Estos días traiciono al “capuchino” y lo reemplazo por el “ristreto”.
Una plaza.Un restaurante café que se llama LA MIRA, donde todos… miran. Un caleidoscopio humano en este domingo de mayo.
Bares con mesas afuera porque ha salido el sol.
Mujeres portadoras de marcas, desarrollando a full esos personajes. Una niña de rostro sufrido de unos 14 años vendiendo bolsas de residuos. Una indiferencia social que marca arrugas tempranas en esta joven piel.
Una mujer con pancartas gritando a voz de cuello su desnuda ¿verdad? la que es mirada como un espectáculo gratis que rompe la monotonía de una rutina establecida.
Una moza taurina que pelea la vida. Una perra con collar rosa, petisa y pesada, caminando bamboleante entre las mesas con la seguridad de que su amo anda por ahí, por ello va olisqueando las piernas sin molestar a nadie. Y la verdad es que… nadie la ve.
Algunas personas leyendo la Carta de Menúes con una fruición tal, que casi creo que obra de alta literatura se trata.
Charlas de otras mesas donde diseccionan las conductas ajenas, de los humanos que ausentes se encuentran.
Una glorieta que me habla de otros tiempos, de sombrillas de encajes y Rondós.
Por allá a lo lejos, ladra un perrito que se adivina caniche.
La mirada me lleva a dos cuadras, a la bajada al Río Paraná más tal mirada es cortada por unas frías chapas de metal.
Un niño que pide limosna sin alegría en su cara, ya maduro en su soledad que se percibe angustiante.
Una mujer en silla de ruedas, empujada por una “alguna” que parecería ser su nieta.
Una pareja de adolescente, cercanos a nuestra mesa, comparten la comida con sus celulares que funcionan a full en medio de una cortina de silencio, interrumpida de tanto en tanto por la exhibición mutua de una pantalla con alguna novedad, la que me indica que pese a las apariencias robotizadas… están vivos.
Más lo sorprendente es la cantidad de anteojos oscuros que ocultan las miradas. ¿Será por eso que, como los ojos son el espejo del alma, mejor se tapan así nadie los descubre realmente?
Un cielo muy celeste tiene brochazos de nubes blancas como algodones colgados de un telón de escenario que parece debilitado.
Un Kiosco, de los de “antes”, de esos de chapa verdes y forma casi romboidal, que me lleva a mi infancia en Bahía Blanca, de premios maternales de sábados en la tarde con las monedas justas para comprarme “las mejicanas”.
Un Santuario que atrae turistas a los pies de María del Rosario de San Nicolás. Una visita a la Cripta donde he vivido tantas experiencias multidimensionales, las que contaré en mi próximo libro cuyo subtitulo será Crónicas Erkianas Dos.
Una cripta mágica con muchas imágenes de una Madre Universal. Silencio. Recuerdos. Rosarios. Rosa: “la rosa, flor”. Ario: “perteneciente a”.
Larga caminata. Y otra caminata más.
Otro ristreto ahora servido por la moza colorada. Una coupé BMW que indica a gritos su super valor en dólares, estacionada en zona prohibida, como diciendo “nada me importa y aquí estoy YO”.
Susurra de a ratos una brisa que me sumerge en la ilusión de que se aplaca la humedad. Más aquella sigue su camino y la pesadez se instala de nuevo en este domingo en San Nicolás
Mientras el dólar sigue corriendo en este presente, viene la distracción de la mano del Mundial de Futbol en Rusia que será dentro de un año que ya se vislumbra ausente.
Los 35 preseleccionados que generan ilusión en medio de pantallas de plasma que se venden en Sale – Hot.
San Nicolas de los opuestos donde lo milagroso es manifiesto.
La cripta incólume en sus energías vibrantes de Ángeles rebosante.
Las presencias de ELLOS son tan fuertes que margino la crisis, el dólar y las nefastas noticias que inculcar el miedo quieren para que peleemos entre nosotros, para que ganen los de …ellos.
Angelito humano: mantén en alto el nivel vibratorio de tu ser. Recuerda que este mundo es una ilusión.
Expande tu conciencia y recuerda que eres una chispita de Dios.
Miryam

Y más sobre ERKS un estado de conciencia, crónicas erkianas uno (513), por Miryam Dietrich

2018-04-10 Escribiendo desde la zona rural de Capilla del Monte (Córdoba – Argentina)

¡¡¡Buen amanecer angelito humano!!! ¡¡¡puffff!!! Maravilloso día el de ayer.
Humedad. Calor inusitado para esta época del año. Escribiendo toda la mañana. Pararme a mirar mis malvones y así, dejar un rato la computadora. Mi alma empujándome. La inspiración rodeándome, Mía, mi temperamental gata, nuevamente protagonista de este mi largo silencio observándome desde el umbral de la ventana. Música japonesa de relax.
Muchos pajaritos que venían a mis plantas.
Mi Mono Loco que me decía ” oye bañate, cambiate, sacate el camisón” pero la señora Inspiración me hacía sentar nuevamente frente a la computadora.
Y mis manos volaban sobre el teclado, imprimía lo escrito, lo corregía y lo volvía a imprimir.
El Mono Loco me decía muy impaciente “Tienes que ir al supermercado, ordena la casa” pero nada. La señora Inspiración me empachaba de palabras.
Sentía la presencia de ELLOS, sutiles, amorosos, risueños.
Y miraba el reloj. las horas pasaban. Y yo seguía en camisón. La cama destendida, el piso sin barrer.
Pero Doña Inspiración galopaba sobre el teclado junto con mis dedos.
Y se hicieron las 12. Y tenía hambre. Pero me faltaba tan poquito….
Y…¡¡¡LO LOGRÉ!!! Terminé mi nuevo libro “ERKS UN ESTADO DE CONCIENCIA. Crónicas erkianas 1”. Compartí mi ¡¡¡¡yupiiiii!!! de alegría con mis hijos, mis sobrinos, amigas y amigos muy queridos.
Casi tres años de trabajo persistente, arduo, mesticuloso.
Claro que hablo de Egipto y Akenathon.
Y me bañé… como a las dos de la tarde. ¡jajajaja! pero la verdad es que estaba tan concentrada en el objetivo de terminar el libro, que todo lo demás carecía de importancia.
Pasé el resto del día en un estado de conciencia Tetha.
Y hoy, en este amanecer nuevamente caluroso y húmedo, me concentraré en el nuevo viaje a Perú y Bolivia, que realizaremos entre el 25 de junio al 10 de julio.
Sé que este nuevo viaje a esa tierra ancestral, está gestando el nuevo libro de Crónicas Erkianas, en la unión del UNO entre los ángeles solares de las diferentes etnias de la tierra.
Y hasta quizá, si te nos cuelas en el viaje, seas protagonista de lo que voy a escribir.
Lorena Zeug y Punto Uritorco Viajes y Turismo, ya se encuentran trabajando para reservar los lugares.
En estos días te paso el programa pero ten presente, que estos viajes son pausados, relajados, diferentes, emocionantes.
Te dejo con un abrazo de esta osa terrenalmente angelada

La imagen puede contener: texto
La imagen puede contener: texto
La imagen puede contener: Miryam Dietrich, sentado e interior
Camino a Machu Pichu, en tren, con Silvia Quistre y Miryam Dietrich
La imagen puede contener: 7 personas, incluidos Niah Terapeuta Holística, Daniela Emilce, Belkys Judit Lascano, Silvia Quistre y Miryam Dietrich, personas sonriendo, interior
Un grupo con Anton Ponce de León y Miryan Dietrich en Samana Wasi
La imagen puede contener: 9 personas, incluidos Miryam Dietrich, Belkys Judit Lascano, Yury Alvarez, Silvia Quistre y Niah Terapeuta Holística, personas sonriendo, exterior
La imagen puede contener: una o varias personas
Un museo en el valle sagrado del Cusco, por Miryam Dietrich

 

Erks, un estado de conciencia (512) por Miryam Dietrich

¡¡¡Buen día angelito humano!!! Llueve en la zona rural de Capilla del Monte.

Me encuentro “de a pié” (como dicen los paisanos). Dejé mi camioneta en el Hospital de las Camionetas (léase taller mecánico) . Vine con tanta energía maravillosa de la patagonia, que algo de mi amada Ranger, hizo crash, prufff, recrashhh.
Ya me ha pasado otras veces que cuando ando demasiada energizada o se queman lamparitas, o salta el electrostop o… cataliza todo mi camioneta.
En fin: con esta llovizna de limpieza y que energiza a mis amadas plantitas, yo me encuentro corrigiendo (una vez más) mi libro próximo a salir ERKS UN ESTADO DE CONCIENCIA (crónicas Erkianas I), escuchando música japonesa y disfrutando de la melancolía que genera el paisaje grisáceo producto de la lluvia.
Agradezco este momento de silencios y re-conexión.
Muchos seres a mi alrededor.
Hoy me encuentro humanamente angelada. Tengo la calavera en piedra que compré en Copacabana (Bolivia) a mi querido amigo Hilario y ella me recuerda que todo en esta vida es…
efímero.
¡Gracias señora AGUA LLUVIA por venir a nuestro encuentro porque buena falta nos haces por estos lares!
Los seres que me acompañan en este momento, me tiran de las orejas dulcemente y me dicen “a escribir”.

Calavera por Miryam Dietrich

Y así, como suceden los hechos, cuando uno menos se lo imagina, aparece una amiga y me dice “tomá… te presto mi auto hasta que arregles la camioneta”
Acabo de prender la estufa a leña. O sea que la magia se ha adueñado de mi casita.
Ahora a atender y luego… a seguir escribiendo. Y Mía, mi gata, sentada en el umbral de la ventana .

Mía una gata angelada, por Miryam Dietrich

Hasta luego. Un abrazo terrenalmente angelado de esta osa con alas

Las distracciones y las emociones, Erks y la Cueva de los Tayos,(505) por Miryam Dietrich

Hola angelito humano: climas desconcertantes en estos días. Más el calor nos envuelve con sus lazos ardientes.
Y mientras ello sucede, en medio de noticias de personas fallecidas que consternan las emociones de los sintientes, se organiza la agenda para este 2018, que es un año VENTUROSO para los Creativos y despiadado para los dormidos.
Desde arriba ELLOS nos dicen “no va más” porque comienza a acabarse la ruleta de los “todopoderosos” que tanto tiempo nos fueran mentidos.
Por un lado tenemos los agoreros de siempre, que se sienten reconfortados cuando las calamidades se producen achacando todo el daño a los humanos, olvidándose de los reptilianos.
Se me cansa el alma de leer tantos repitientes no sintientes.
Los planes de los oscuros se desarrollan a lo largo (promedio) de 50 años, desde que lo elaboran hasta que lo concretan, para cambiar el ideario social y hacerte creer que es muy bueno lo que hace 50 años era impensado.
Planes como los pantalones rotos para ir generando en el subconsciente una energía de pobreza, para que cada vez haya más Subsidios por doquier para que dejes de ser auto sutentable y dependas por entero de esos OTROS. Palabrerío a diestra y siniestra bajo la apariencia de una NUEVA ERA que sólo confunde y te llevan a que creas que, los implantes de chips
son excelentes,… porque “te cuidan”. Distracciones en las noticias donde se destroza a los que actuan bien y se les da micrófono a los responsables de los delitos y delicuentes que andan por doquier.
Un robo a mano armada en una joyería casi pegadito a tribunales en Buenos Aires y ahi nomas a los tiros por el centro de la capital. Y al día siguiente un robo de joyas en el Conrad Hotel Casino de Punta del Este. Casi como una falsa bandera para distraerte y para que tengas miedo, mucho miedo, pánico.
¿Acaso los delincuentes sufren de tarades? Porque hay que ser muy tonto para robar en estos espacios salvo que estuvieran marcados, liberados y contratados.
Casi como una ironía frente al caso CHOCOBAR. Dime angelito humano si no te sientes como bola de billar, que te mandan de una punta a la otra de la mesa y tu ni siquiera entiendes para donde vas.
Un nuevo cohete con un auto Tesla en su interior lanzaron al espacio para tratar de acaparar acaparando nuevos mundos de otros universos, olvidando que aun la tierra en su interior es desconocida y demasiados ni siquiera saben que es LA CUEVA DE LOS TAYOS. Alli nos sumergiremos en este agosto de 2018.
Puedes ser de la partida.
Y para aquellos que de las ciudades escapan y corriendo vienen a buscar respuestas a esta zona de la ciudad intraterrena de ERKS, les comento que me encontraré atendiendo todo el fin de semana largo.

Miryam Dietrich atendiendo en Capilla del Monte
Miryam Dietrich atendiendo en Capilla del Monte

¡¡¡Pufffff!!! Me refugio en Mozart, en MiA mi gata, en mi campito, en mis libros y en la alegría del diario vivir, con puro agradecimiento a mi alma y a mi espíritu.
Y ELLOS me repiten con su infinita bondad; SILENCIO. OBSERVA. DISCIERNE.
Un abrazo para ti, de esta osa con alas

Angeles de ayer, Extraterrestres de hoy (504) por Miryam Dietrich

2018-02-04 Angeles de ayer, Extraterrestres de hoy

Buen día angelito humano: un despertar temprano. Lectura de diarios donde parecería que el tema preponderante es la crisis o las crisis instaladas en los más variados estratos sociales.
La supuesta realidad desorienta… a los dormidos.
El calor flagela sin piedad haciéndonos creer que las vacaciones se prolongan más allá de lo concebido.
Y desde ayer, presto mucha atención a las “suposiciones”. En general el ser humano “supone” que sabe lo que no sabe. Más así el Mono Loco da rienda suelta a su dominio, generando malestar donde no existen y enojos en tonteras simples.
Hago silencio y observo…observo que las personas en general ni hacen silencio ni observan. Me aquieto. Presto atención al gran mundo de la ilusión. Es tan irreal el supuesto mundo “real” que me cuesta entender que la mayor parte de la humanidad cree que la vida es esto que está aquí nomás.
Dicen algunos que estos son días fuertes: que la luna, que la azul o que la roja, que los políticos, que los dictadores, que la corrupción. Y me detengo en esas manifestaciones porque para mi… la vida es fuerte.
La vida es fuertemente bella, amorosa, complaciente mientras viajamos por este planeta tierra, donde (verdad de perogrullo) estamos de paso.
Solo el miedo te detiene de vivir felizmente la vida.
Me refugio en los libros, los propios y ajenos. Y busco el SOL, el Inti, el que veo.
Y de golpe, interrumpe en mi mundo de reflexiones, este testimonio sobre una lectora reciente de NEGRO Y BLANCA CAMINO DE LAS SEÑALES.

 

Tapa sola de Negro y Blanca
Lo comparto: “Miryam….Hermoso Libro! Relatado con gracia coloquial!…a lo largo de la lectura va estableciendo “contactos amorosos”, con los hechos, permitiendo vivirlos o “revivirlos” junto a vos. Con una interesante información en sus “citas”, paralelas al relato, que va fijando como “mojones” los hechos. Se que si voy a África …la re-conoceré.
Leer “Negro y Blanca” es como un “mantra” que cada vez que lo abordas…entras en su ritmo…y lleva al “corazón” a otro lugar que la “mente”.
Voy a extrañar esta… ” como- Unión” de estos días de descubrir sus páginas. Muchas Gracias por abrir de esta manera tu corazón a tantos “distraídos” e invitarnos a re- tomar el camino. Un abrazo..Nos vemos pronto!!!”

Este comentario me ha reconfortado y encontrándome al borde del cierre de mi nuevo libro “ERKS UN ESTADO DE CONCIENCIA – CRÓNICAS ERKIANAS UNO”, deseo comentarte que, para mi, tu opinión es muy importante.
Escribo los libros con mucha alegría pero mientras tú disfrutas de la pileta, la montaña, el campo o el mar, yo escribo y me auto-corrijo para llevarte noticias de ELLOS, “nuestros amados ángeles de ayer, extraterrestres de hoy ” (al decir de Siragusa).
ERKS y CUEVA DE LOS TAYOS están golpeando fuerte en mi espíritu al igual que los SERES SOLARES. Más esto será motivo de mi nuevo libro.
¡¡¡Puffff!!! Hoy me desperté conversadora. Siempre he sentido que los libros acortan distancias y que la escritura hace vibrar el alma.
Te abrazo en este domingo en el que, en la zona rural de Capilla del Monte, apunta a que el SOL nos regará fuertemente con sus rayos.
¡¡¡A cargar la batería espiritual y derrotar los miedos, ya que amar-nos es lo más hermoso que hay!!!

 

Entre “esos” y ELLOS, (501) por Miryam Dietrich

Buenos días angelito humano: ¡¡¡guauuuu y reguauuu!!! Reaparezco solo para darte un boletín informativo.
El calor excesivo de ayer en la zona rural de Capilla del Monte que ascendió a 4O* y que ignoro cual era la sensación térmica, que estimo rondaría los 45*, me hizo sentir de nuevo en el Kalahari, el desierto africano.
A veces siento que el calor me derrite la magia de la escritura, pero no. Acá está otra vez. Ha vuelto a mi.
Y por ello te cuento.
El 2018 se viene con todo. Talleres. Conferencias. Atenciones personales y por skype. Retiros. Viajes a sitios maravillosos de Argentina y el extranjero.
Solo puedo adelantarte que a partir del 20 de enero comienzo a entrenarme físicamente.
Mientras el calor me derrite en cómodas cuotas diarias, lo que me lleva a perder unos kilos (eso nunca está de más, al menos en mi caso) lo que me rodea parecería en esta tercera dimensión, un apocalipsis.
Internet funciona como si tuviera hipo; la ruta 38 a la que a esta altura del año, la están arreglando cortando los diferentes sentidos de circulación lo que genera colas interminables de camiones, micros, motos, autos (algunos conductores con paciencia, otros sin emoción ya deshumanizados por el calor y por último algunos que le “arrojan “ a los banderilleros “bendiciones” en idiomas irreconocibles), el Congreso que parece una mala caricatura de lo que debería ser, los humanitos gritando, apedreando y las grietas que se van profundizando; una ex presidente procesada pero tambien “senadorizadamente” por ahora “salvada”, un presidente legal que confundido pareciera estar, como si él no fuera tal, el submarino y los 44 angelitos humanos con sus historias hundidas mientras algunos periodistas tratan de ahondar en las heridas.
Demasiadas bombas de humo. Demasiadas distracciones en esta patria mía.
Y Latinoamérica se encuentra casi vencida.
Denuncias de todo y para todos por doquier.
Pucha que me entristece a veces, el ver tantos humanitos gritando por doquier y con palabras que acreditan que ni han observado ni han hecho silencio ni han discernido.
Cualquier cuestión parecería ser válida para manifestar el enojo.
Salgo de esta 3era dimensión y mi Conciencia parte hacia otros rumbos. Y vienen a mi memoria, hechos del pasado de esta Argentina vapuleada, donde los diciembres suelen ser …violentos.
Parecería que diciembre es el mes elegido por los…”esos” que no desean que expandamos la conciencia.
No nos desean libres. Más la libertad es algo que se lleva en la esencia del Alma.
Solo el Miedo de la Gran Matrix, te esclaviza.
“esos” quieren decirte como es el amor, pero no lo sienten en realidad y te muestran muchos caminos que te confunden.
Porque… si realmente experimentas el amor, “esos” están derrotados.
No tengas miedo, ven tomate de mis alas y subamos a una nube porque el Cielo, está ahí, al alcance de tu mano.
“esos” que rompen y destruyen y gritan y maldicen, esos han perdido su condición de ángeles humanos, esos son … humanitos robotitos que el sistema usa para que el amor entre humanos y su liberación se pierda en cloacas de violencia, locura, agitación.
No tengas miedo, ven tomate de mis alas y subamos a una nube porque el Cielo, está ahí, al alcance de tu mano.
Hagamos de la tierra el paraíso que antaño fue y que..¡¡¡puede volver a ser!!!
Sin “esos” y con ELLOS.

La política del Tero y los Ángeles (499), por Miryam Dietrich

2017-11-27 La política del Tero y los ángeles

Buen día angelito humano: casi con un pié en el Avión rumbo a Mar del Plata, me encuentro inmersa en una maravillosa vorágine de cambios y más cambios.
Estos últimos viajes han sublimado mi espíritu y me han permitido expandir más mi conciencia. Es maravilloso cambiar de “lentes” en este proceso de evolución.
Hoy ando escasa de tiempos lineales para compartir temas contigo, más la próxima semana trataré de ponerme al día.
ELLOS están presentes en tu vida y en la mía. Si te dejas arrastrar por las noticias funestas, recuerda que luego del CAOS viene la PAZ.
Y si en el futuro mediato, aparece un siniestro con 55 personas involucradas, recuérdame que hay mucho para decir sobre los 33 mineros chilenos y los 44 tripulantes del submarino.
Veo que se están aplicando dos leyes de la naturaleza en estos últimos tiempos: “La política del Tero: gritan por un lado pero el nido se encuentra bien lejos, aprovechando la distracción para hacer lo que venga” y la “Política del Avestruz: la cabeza metida bajo tierra para no ver”.
Y estas dos leyes naturales aplican a todos por igual: gobernantes y gobernados.
Observo no exenta de azoro, que parecería que una sola persona era más importante que 44. Digo… por las marchas existentes en un caso y las ausentes en el otro caso.
Bueh!!!! A seguir enfocada en el amor, sin descuidar de observar las maniobras ¿oscuras? que se gestan día a día y cada vez más.
¡¡¡Cómo me agradaría que los medios fueran menos infantiles y que nos trataran como adultos!!!
Pasamos de los hots a las denuncias de ¿abusos sexuales y toda su estirpe? ¿Desde 30 años a la fecha?
¿Todos y todas aparecen de golpe?
¿No te suena a un plan largamente programado?
¡¡¡Guauuu y reguauuuu!!! Mejor me subo al avión y me conecto con mis amados ELLOS.
Chuick smack (Léase muchos besos de cariños para tí)

PD por favor NO ME ETIQUETES en mi perfil y no me envies MENSAJITOS Y VIDEOS POR PRIVADO. Los agradezco pero no tengo tiempo para enfocarme en ellos.

 

El corre-corre y los ángeles (498), por Miryam Dietrich

2017-12-01 El corre-corre y los ángeles

¡¡¡Buen día angelito humano!!! He tenido muchos días donde he podido navegar en las aguas de la amistad. Y eso ha sido maravilloso.
Me he transformado en una observadora, y ello, apareja grandes cambios.
Por ejemplo, puedo expresar con conocimiento de causa que, “el corre corre” que caracteriza a la sociedad moderna, genera una gran despilfarro de energía, ausencia de profundidad en todas las áreas de la vida, confusión, malos entendidos, ineficacia, compromisos a destajo, todo ello entre otras situaciones que en nada colaboran para una expansión de conciencia y/o para ser mejores personas y/o para contribuir a cumplir la Misión de Vida.

Siempre he admirado a los Toltecas y sus principios que son Cuatro, pero hay dos que me parecen especiales: No Supongas y Honra tu palabra.

A veces leo artículos en los medios periodísticos que están tan mal escritos, que no puedo entender que quieren decir. Otras veces me doy cuenta que la gente lee entendiendo algo distinto de lo que está escrito.

Me entristece el alma ver personas bellas y con magia, a las que el “corre corre” las destiñe y le quita los colores que veo que tienen sus almas.
Y el “corre corre” genera ausencia de compromiso.
Así comienzan las desaveniencias.

Y en medio de mi situación de Observadora, leo sobre los 44 noticias que por tanto buscar datos, aparecen como descarnadas, los mapuches que ¿reclaman? incitando a una violencia que me recuerda a los años 70, el G20, suicidio de una participante de Gran Hermano (¿programa para humanos o humanoides?), aumento de las naftas y gasoil, escándalo en lo de Tinelli ( ¿Cuando no lo hubo?), un Congreso alelado como si fuera un gran teatro con una obra despiezada con un un pésimo libretista con un guión desalmado, todo ello mezclado con un clima de lluvias destempladas con granizo a rolete.
ELLOS me habían anunciado hace tiempo que se caerían las caretas, pero ya son tantas las caretas que se desprenden (muchas de ellas ya a media asta a punto de caer) y que algunos andan buscando desesperados para volvérselas a poner, que se termina sintiendo una rara emoción, esperando el final para ver cuantos quedan . Como la canción de la farolera: “pasará pasará pero el último quedará”. ¿Cuantos quedarán?
¡¡¡Puffff!!!! a no suponer.

Ya me encuentro en casa, en la zona rural de Capilla del Monte.

Y en mi campito, hace dos días atrás, sentí que ELLOS me tiraban tubos de oxígeno espiritual con muchas gotas de amor, para reconectarme a la verdadera realidad, esta realidad auténtica, donde existen los “tiempos de nada” y donde el “corre corre” carece de sentido.

Y mi conciencia se expandió y se expandió. Y volví a la realidad irreal donde la falsa ilusión toca demasiadas puertas, haciendo que los humanos olviden que son almas eternas en evolución.

Un abrazo angelado, con un gran cariño para ti angelito humano. Recuerda: todo muta, todo cambia y esto es una gran ilusión donde el humano va y vuelve como si aún no hubiera aprendido la lección: ser plenas almas recorriendo el camino de la ¿evolución?
Chuick, smack ( léase besos)