348 – Una reflexión para ángeles humanos, por Miryam Dietrich

Buen dia angelito humano: iempos de movidas internas, externas, de amrchas y contramarchas, dudas, miedos, esperanzas, decepciones, alegrías. ¡¡¡¡PUffff!!! ¡¡¡¡Que coctel que estamos viviendo!!!!
Estos días me he imaginado que estoy sentada en el ojo de un huracán.
Por fuera toda una revolución de fuerzas desordenadas que parecería que nos va a tirar al piso. Por dentro, en eje, donde todo es calm…a, donde es posible discernir, observar, ser neutral. Son días de ALCION, la calma entre tormentas. Son días alciónicos. Recuerdalo. Los reptilianos, en su inmensa tarea  al borde de la desesperación, te inducen a que pienses mal de todos los humanos.
Recupérate. El humano nace feliz y bueno. Los sistemas que te hacen creer que son verdaderos, son los que distorsionan el sentir del humano y estos lagartos nos llevan a “ver” que los otros humanos son peligrosos. Los peligrosos no son los humanos sn si mismos. Sí lo son los repitilianos, los híbridos, las masas que han dejado de observar y de sentir y que por el deseo de “pertenecer” dejan de observar.
Yo creo en tí, pese a las quejas, a las dudas, a los silencios, a los gritos. Creo en tí porque creo en mi. Tú:…¿crees en ti? ¿Tomas conciencia desde cuantos ángulos te manipulan? Te abrazo en el absoluto convencimiento de que el ser humano, es un ANGEL que se ha olvidado que lo es
Miryam Dietrich